Movimiento Actívate se mantiene gracias a sus lectores. Las compras a través de enlaces pueden reportar comisiones. Leer más.

Té rojo para adelgazar
Propiedades, formas de prepararlo y cómo tomarlo

maria

Entre nutricionistas, médicos y aficionados al mundo de la dietética hay una batalla que nunca acaba. ¿Qué es mejor para bajar de peso, el té rojo o el té verde?

Es la eterna batalla, y seguramente nosotros no seamos quiénes para dar la respuesta. No la tenemos. Pero lo que sí podemos hacer es contarte los beneficios de esta infusión para adelgazar y todo lo que necesitas saber acerca de ella.

¿Por qué? Porque la literatura científica siempre ha estudiado los beneficios del té verde (1), pero no ha sido hasta hace relativamente poco que ha empezado a prestar atención al té rojo.

Por eso en este artículo vamos a contarte cuales son los beneficios del té rojo y cómo tomarlo para adelgazar.

Pero antes de entrar en materia queremos recordar que ningún producto (sea o no natural) vale por sí mismo para bajar de peso.

Todos deben ser acompañados de una nutrición equilibrada, ejercicio físico y una buena hidratación. Entonces sí, el té rojo será tu mejor aliado.

Propiedades del té rojo para adelgazar Propiedades del te rojo para adelgazar

El té rojo es una variedad de té que se obtiene de fermentar en barricas de roble el té verde. De esta forma obtiene su color y olor particular, que ha despertado la devoción de muchos amantes del té, entre los cuales me incluyo.

Como su hermano, el té verde, tiene infinitos efectos beneficiosos sobre la salud, entre los cuales destacaremos los siguientes:

  • Mejora la digestión en comidas abundantes en grasa.
  • Disminuye niveles de colesterol LDL (colesterol “malo”) y triglicéridos en sangre.
  • Aumenta el colesterol HDL (colesterol “bueno”).
  • Mejora la calidad general del proceso digestivo estimulando la secreción de sustancias digestivas.
  • Ayuda a reforzar el sistema inmunológico, previniendo infecciones.
  • Depura nuestro organismo, eliminando toxinas innecesarias gracias a su capacidad drenante.
  • Mejora la circulación sanguínea.
  • Es un poderoso diurético.
  • Puede ayudarte a mejorar la resaca.
  • Aumenta el metabolismo y ayuda a quemar calorías.

Entre ellos, en este artículo en particular, vamos a profundizar especialmente en su uso para adelgazar.

¿Qué tipos de té rojo sirven para adelgazar?

El té rojo, o té Pu Erh, como se le llama por su origen en la región china homónima, tiene algunas variedades. Ninguna de ellas es superior a otra en cuanto a adelgazamiento, pero el sabor sí es distinto.

Las que te voy a enumerar son las que, en mi opinión, tienen mejor sabor. Son todas variantes chinas y se denominan por su origen. Te adelanto que alguna es muy difícil de encontrar, pero vale la pena probar todas ellas si puedes conseguirlas:

  • Té rojo Pur Erh: el más conocido, el que encontrarás en cualquier tienda.
  • Té rojo Yunnan: la segunda variante más conocida.
  • Té rojo Hunan.
  • Té rojo Guangdong.
  • Té rojo de Vietnam.
  • Té rojo Laos.
  • Té rojo de Birmania.

Si pruebas cualquier versión que no sea la de Yunnan o la de Pur Erh, verás que la hierba es algo más oscura. Esto es lo que hace que su sabor varíe, y se debe a que en la fermentación las aguas naturales de la tierra afectan al sabor así como el tiempo de fermentado que se emplea.

Perder peso puede ser toda una experiencia si lo haces con productos naturales y agradables, como lo puede ser tu té rojo favorito (uno que no sepa a agua y que tenga algo de sabor, claro).
Tipos de Té Verde Para Adelgazar

¿Es mejor el té rojo que el té verde?

Como os hemos adelantado, no somos quienes para decir si el té rojo es mejor que el té verde para perder peso. Es una pregunta que, en mi opinión, seguirá sin respuesta.

La auténtica diferencia entre el té rojo y el té verde es que el primero pasa por una doble fermentación, lo cual hace que la cantidad de teína aumente.

Esto lo convierte en una modalidad más fuerte, que puede causar insomnio por la noche, pero también aumenta su capacidad para hacer que adelgaces debido a su mayor efecto termogénico. Lo que no quiere decir que el té verde no vaya a lograrlo.

Nota importante

Es difícil decidir si uno es mejor que el otro porque los dos son sumamente beneficiosos para la salud. Lo que sí podemos decirte es que no tienes por qué elegir, puedes tomar los dos. Si lo haces, toma el té rojo en las primeras horas del día y el té verde en las últimas.

Seguramente, si alternas entre uno y otro te hará más fácil reducir la ingesta de otro tipos de alimentos. La variedad es una delicia para el cuerpo.

Movimiento Actívate
Movimiento Actívate
Equipo editorial

¿Sirve realmente el té rojo para adelgazar?

Sí, el té rojo sirve realmente para adelgazar.

Esto se debe a varios de los beneficios que ya hemos comentado antes, aunque seguramente tus ojos se hayan ido directamente a “quema grasas”. Y sí, quema grasas porque acelera el metabolismo (por su acción estimulante), pero eso no es todo.

Recientes estudios han demostrado que las toxinas forman parte de los cúmulos de grasa, y sin drenarlas y expulsarlas del cuerpo, es imposible deshacerse de ellas. Por eso la capacidad drenante y depurativa del té rojo lo hace un gran aliado para perder peso (3).

Además, al reducir los niveles de azúcares en sangre, nos ayuda también a disminuir los antojos. Si lo tomas en agua, añadirás a sus beneficios el mero hecho de que, sencillamente, te ayudará a mantenerte hidratado.

El té rojo, como las infusiones adelgazantes, tienen un papel fundamental en relacionar el adelgazamiento con la relajación. El estrés es un enemigo natural de la línea, y si utilizas el té para meditar y relajarte, tendrás un punto extra para combatir el sobrepeso.

¿Tiene contraindicaciones?

Contraindicaciones del Té Rojo para adelgazar

Como cualquier estimulante, el té rojo puede producir efectos secundarios si se toma en abundancia.

Por eso os decíamos que no os animamos (muy al contrario, lo desaconsejamos) a seguir dietas como “la dieta del té rojo”. Esta te pide que tomes al menos cuatro tazas de té al día durante cinco días. ¡Cuatro mínimas!

El número de té diario que se aconseja no puede sobrepasar las tres tazas. Cinco días introduciendo ese nivel de teína en tu cuerpo no es saludable.

Puede producir efectos secundarios como insomnio, intranquilidad, taquicardia y otra serie de sensaciones desagradables. Lo mismo que sentirías si te tomarás cuatro tazas de café diarias, vamos.

Además, el té rojo está desaconsejado para mujeres embarazadas y personas con hipertensión, igual que el café o cualquier otro tipo de té.

Cómo preparar el té rojo para adelgazar

Prepara el té rojo para adelgazar es bastante sencillo. Te cuento cómo lo hago yo:

  1. Pon un recipiente con agua a hervir, cuando llegue al punto de ebullición dejas de elevar la temperatura.
  2. Añades la hierba del té en el recipiente. Puedes usarlo también en filtro o en bolsas, pero no va a saber igual que si hierves la hoja en el agua. Te recomiendo que lo hagas así.
  3. Deja reposar durante unos minutos la infusión.
  4. Cuela el té o extrae el filtro del agua.
  5. Sírvelo en tu taza favorita. El momento del té debe ser un momento de cuidados, mimos y relajación.
  6. Tómalo en algún lugar tranquilo, sin ruidos excesivos. Elige tu música relajante favorita y disfruta de la experiencia completa de tu taza de té.
  7. Por supuesto, para perder peso, deberás complementar el té con ejercicio físico regular, una dieta equilibrada y una buena hidratación.

Convierte tu taza de té en un espacio de meditación y relajación único. Mimarse y quererse es siempre el primer paso hacia la realización personal, sobre todo si el objetivo es bajar de peso.
Como preparar Té Rojo para adelgazar

Cómo combinar el té rojo para adelgazar

Hay muchas opciones para tomar el té rojo, y puedes elegir tu favorita. A mí por ejemplo me encanta combinarlo con infusiones de frutos rojos o con otros tipos de té (como el té negro o el té verde).

Lo recomendable si lo tomas para adelgazar, es que lo tomes solo o en combinación con otro tipo de té. El té rojo combinado con el té negro tiene un sabor especialmente interesante que te recomiendo probar. Aunque con té verde también está muy rico.

Si lo tomas por recreación, hay muchas recetas interesantes, entre las que para mí destaca la mezcla con frutos rojos o el té helado.

Otras opciones son:

  • Té rojo con zumo de fresa.
  • Té rojo con jengibre y canela.
  • Té rojo con menta.
  • Té rojo con limón.

Estos son algunos de los que más me gusta, pero si te ocurre alguna hierva o infusión que mezclar con el té, pruébala.

Cómo tomar el té rojo para adelgazar

Puedes tomar el té rojo para adelgazar un máximo de tres veces al día:

  1. Al despertar, para empezar el día con energía y tranquilidad.
  2. Antes de comer, para reducir tu sensación de apetito y comer un poquito menos. También te servirá para calmar la ansiedad de comer si usas el té como un momento de paz.
  3. Por la tarde, al menos cuatro horas antes de la cena, puedes añadir una tercera taza.

Aun así, con una sola taza de té al día, ejercicio físico y una buena dieta, notarás que bajas de peso más rápido.

¿Cuántas tazas de té rojo hay que tomar?

Hay que tomar al menos una taza de té rojo al día para conseguir bajar de peso con esta infusión, aunque puedes tomar hasta tres diarias. Lo ideal es tomarla por la mañana y antes de comer, para reducir la cantidad de comida que tomamos durante el día (sobre todo en las más calóricas como en el desayuno y al medio día).

¿Cuándo es mejor tomarlo?

Es mejor tomarlo antes de comer al medio día, para reducir la sensación de hambre y así comer un poquito menos. Sobre todo, para comer sin ansiedad. También es recomendable tomarlo por la mañana, para empezar el día con energía y complementar el desayuno.
Cuando es mejor tomar té rojo

¿Cómo endulzar el té rojo para adelgazar?

Puedes endulzar el té rojo añadiendo unas ramitas de canela en el agua mientras lo cueces. De esta forma, estarás edulcorando de forma natural y con un quemagrasas natural.

Si no te gusta la canela puedes edulcorarlo con miel, o en su defecto, con stevia.

Sin embargo, mi recomendación es que lo tomes sin endulzar. El sabor del té es de por sí delicioso, especialmente el del té rojo. No necesita nada más, dale una oportunidad a tus papilas gustativas de probar algo que no lleve edulcorantes.

¿Dónde comprar el té rojo?

Puedes comprar el té rojo en supermercados, tiendas especializadas o en internet.

Aunque no te recomiendo los supermercados, pues lo venden directamente en bolsas y con calidades muy inferiores.

Las tiendas especializadas son una buena opción, pero si no tienes ninguna cerca o no quieres trasladarte hasta la que haya en tu localidad, yo te recomiendo mirar estos de aquí, que son el sitio más fácil para conseguir cualquier variedad de la que te hemos hablado.

Acerca de la autora

María García

Especialista en nutrición y pérdida de peso. Licenciada por la Universidad Nacional de la Plata (Argentina). Conocimiento profundo de las tendencias y los productos dietéticos. Consultora autónoma.

Sigue leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *